Valores

El primer año del bebé y su relación con el entorno

El primer año del bebé y su relación con el entorno


We are searching data for your request:

Forums and discussions:
Manuals and reference books:
Data from registers:
Wait the end of the search in all databases.
Upon completion, a link will appear to access the found materials.

Dentro de la evolución de los bebés, en su primer año de vida, está su relación con el entorno, es decir, con todo y todos que ellos tienen a su alrededor. En los primeros 12 meses de vida, los bebés aprenderán a conocerse a si mismos, a diferenciarse de los demás y a establecer contactos visuales, físicos y afectivos con las personas que les cuidan, con los objetos que les rodean y con el lugar donde se encuentran.

Guiainfantil.com ha preparado una tabla con los aprendizajes del bebé en su primero año de vida, mes a mes. Así les será más fácil a los padres comunicarse con su pequeño.

Primer mes:

El bebé observa. El bebé observa atentamente a todo lo que está dentro de su campo visual. Visualiza los movimientos y escucha los sonidos que provienen de sus padres o de otra fuente. Para él, el mundo es lo que él consigue ver, escuchar, oler y tocar. Por eso es muy importante que lo cambies de posición de vez en cuando, que lo toques y hables con él, y ofrezca un ambiente de música y de colores.

Segundo mes:

El bebé responde. Por lo general, los bebés empiezan a 'contestar' a los estímulos a partir de la cuarta o quinta semana de nacidos. El bebé empieza a sonreír de manera voluntaria, a emitir pequeños gritos, y a imitar tus gestos. Experimenta, delante del pequeño, abrirle la boca una y otra vez. Verás que él abrirá la suya en un determinado momento. Es importante que rodees a tu bebé de canciones, de juguetes que se muevan, etc.

Tercer mes:

El bebé se fija en sus manos. El bebé empieza a descubrir su propio cuerpo, sus movimientos y capacidades. Sus manos serán el centro de sus atenciones, las llevará a la boca y las chupará. Lo mismo podrá hacer con sus pies. Algunos bebés podrán incluso girar de un lado sobre la espalda, sostener algo la cabeza y a dar algunas patadas.

Cuarto mes:

El bebé se mira al espejo. La capacidad de observación de los bebés no tiene frenos. Si pones al bebé frente a un espejo él no sabrá que lo que ve es él, pero sí le interesará por lo que ve. A esta edad se interesará por todo. Reconocerá a su mamá, a los objetos que más le gustan (los biberones, por ejemplo), y ya podrán mirar fijamente a algún objeto.

Quinto mes:

El bebé agarra objetos. El bebé empieza a sujetar lo que encuentra a su paso, sea un objeto o la mano de su madre. Por lo general, ya controla la cabeza, patalea con fuerza, agarra objetos y estudia cuidadosamente todo lo que consigue sujetar. Los bebés empezarán a desarrollar el tacto y el gusto, ya que querrá tocar a todo y llevarlo a la boca.

Sexto mes:

El bebé juega. Los bebés siguen llevándose todo a la boca, y ahora porque puede empezar a salirle los dientes. Ya pedirán los brazos de sus padres, moverán la cabeza de un lado a otro, se sentarán sin apoyo, y jugarán con todo lo que haga ruidos. Podrán demostrar enfado cuando no consiguen alcanzar a un objeto o expresar miedo a personas extrañas.

Séptimo mes:

El bebé imita. Por lo general, los bebés pueden controlar muchos movimientos. Consiguen estar sentados, coger objetos, moverlos y pasarlos de una mano a otra, y se convierte en una personita muy juguetona. Muestra gran conexión con las personas que están más tiempo con él y empezará a imitar todo lo que dicen o hacen, a su manera, claro.

Octavo mes:

El bebé aprende a aplaudir. Palmas, palmitas... los bebés ya podrán controlar sus pequeñas manos. Su coordinación estará más desarrollada y jugar con él de hacer mímicas podrá ser muy divertido. Las habilidades motrices empiezan a despertarse en esta etapa. El bebé aprenderá a aplaudir cada vez que esté contento o que lo pidas tú.

Noveno mes:

El bebé saluda con las manos. Hará gestos de despedida con sus manitas. Dirá adiós con sus manos levantándolas o llevándolas a la boca para enviarte un beso. El bebé aprenderá todo con mucha más rapidez y perfección. Su equilibrio estará más desarrollado, así que puede empezar a gatear o a querer estar de pie.

Decimo mes:

El bebé expresa sentimientos. Puede que el bebé empiece a abrazar, acariciar y besar a las personas que conoce. Utilizará su dedo indicador para decir lo que quiere e intentará ponerse de pie, agarrándose a los muebles. En esta etapa, el bebé empezará a investigar en todos los rincones de la casa. Sentirá más curiosidad por todo.

Undécimo mes:

El bebé comparte objetos o juguetes. El bebé sujetará un objeto o un juguete y querrá compartirlo con alguien. También estará preparándose para caminar. Es hora de proteger las esquinas de las mesas o de quitar cualquier objeto que represente un riesgo para el pequeño. El bebé también sabrá imitar sonidos de animales y deseará estar con otros bebés.

Puedes leer más artículos similares a El primer año del bebé y su relación con el entorno, en la categoría de Etapas de desarrollo en sitio.


Video: Bebé Juan es Valiente en su Visita al Doctor . Canciones Infantiles. Little Angel Español (Julio 2022).


Comentarios:

  1. Caldwell

    Estoy seguro de ello.

  2. Zulkizilkree

    El mensaje autorizado :), divertido ...

  3. Taugor

    Es hora de volverse razonable. Es hora de venir en sí mismo.

  4. Cy

    En mi opinión, está equivocado. Estoy seguro. Escríbeme en PM, habla.



Escribe un mensaje